viernes, abril 17, 2009

Cróncias Chuchetas LXXXVIII: Gente a la que no le ha pasado nada.




Ayer estaba viendo Santiago no es Chile, uno de mis programas favoritos, y le tocó el turno a un tipo que tiene mucha plata: Francisco Montaner. Tiene siete hijos (súper seguidos por lo que se vio), una casa en un barrio cuico, el medio auto, la media pega, y, como él mismo decía, se siente un afortunado porque está consciente que pertenece a un pequeño porcentaje de la sociedad chilena (y de la mundial también): tuvo una bonita niñez, comodidades, estudios privilegiados. En suma: una vida feliz.

Sin tocar el tema de la plata (porque soy una convencida que la felicidad y la plata no tienen nada que ver. Una cosa es tener plata para tener acceso a lo básico de la vida, pero si una tiene plata no significa que tendrá felicidad), me comencé a preguntar cómo sería tener una vida sin sufrimientos ni pesares.

Muchos de nosotros lo hemos pasado como el forro en distintas etapas de nuestras vidas: niñez triste, adolescencia incomprendida, sin oportunidades de estudio, embarazos precoces (independiente que se ame al hijo, debe ser una etapa muy cabrona para la mamá pendeja), entre un montón de otras cosas pencas y dolorosas. Por ejemplo yo fui bien feliz y tuve una vida parejita hasta los 25 años, edad que me jui a vivir a Italia pero me tuve que devolver con los sueños olvidados hasta nunca porque a mi papá se le ocurrió que era una buena fecha para morirse. Y de ahí me mandé cuarquier condoro, depresiones, tristezas y asquerosidades varias, pero que me sirvieron, y harto. Pero me sigo preguntando cómo sería si nada de esto me hubiera pasado, esa muerte tan terrible que partió mi vida en dos, aunque ya no tengo ese dolor que lleve chorromil años en mí corazón.

La otra vez conocí a una lola que decía lo mismo: que le encantaba su vida y que siempre había sido feliz. Yo cacho que no había sufrido ni por una mascota amada que se le murió cuando niña. Porque para mucha gente la pena más grande ha sido esa, la muerte de un perrito o de un gato cuando niños.

Cuando escuchaba a esta lola y veía este programa pensaba que tienen suerte. Que mejor que nacer y desarrollarse lleno de amor y de comprensión, y que cuando se es adulto una se compare con los demás y cache que nada terrible ni castrador le ha pasado.

Lo único que queda de esperar es que a toda la gente que nunca le ha pasado nada terrible en la vida: mínimo que sean buenas personas. Porque todos los trastornados y trastornás que he conocido en mi vida son así porque tienen una cantidad de rollos sin resolver (muchos de ellos no asumidos) que hasta una es capaz de entender porque son tan hijos de puta o tan bipolares las muy tarás.

Espero que la Debbie sea feliz conmigo y con su papá. Pero también espero que sea una mujer juiciosa, inteligente y que sepa levantarse de las caídas de la vida. Mejor la dejo que disfrute en mi guata y cuando nazca veremos como se viene la mano. Con tal que no baile en Yingo (y que no sea milica) me doy por satisfecha.

Yao los vemos.

(A los que les interesa nomás: mi otro blog, ese que publico todos los lunes, es una historia continuada. Así es que si quieren cachar qué pasa o de lo que habla la protagonista, tienen que leer desde el primer post, por siaca).

16 comentarios :

Laura Virtual dijo...

Hola pos Canifru... asi no mas es... si somos felices o no, depende de como nos sentimos nosotros no mas.

Tuve una infancia dificil e incompendida, aunque vista desde afuera lo tenía todo.

asi que ahora elijo sentirme bien y si un día amanezco atravezá, hago de todo pa que se me pase.

un abrazo

Rocio dijo...

aaaaaaahhhh yo creo que la felicidad tiene que ver con muuuuuchos factores y pa q tamos con cosas, sin plata y todo cagado es re dificil ser feliz.

yo cacho q de todos modos la vida nos marca y somos lo que somos por los que nos pasó, pero tambien es cierto que somos seres racionales que tenemos la capacidad de darnos cuenta si la tamos embarrando si es que somos muy pasteles por lo mismo anterior

Edge dijo...

Será eso una vida feliz?

SalU2
T.

Víctor Hugo dijo...

mmmmm... comparto tus pensamientos..... y agregaría que creo que así como a aquel que le pasan muchas tragedias aprende igual a ser feliz no significa que el que no tiene problemas sea feliz.
Después de todo como puedes disfrutar la felicidad si no has conocido el dolor y el sufrimiento?

Ese programa no lo ví pero me parece que tiene una enseñanaza muy buena... como dices tu el dinero no tiene nada que ver con la felicidad , pero ojalá esas personas sepan aprender de sus vidas y no se convenzan que tener mucho dinero significa que sean felices..... A veces el que mas tiene es el mas pobre de alma pues nunca ha podido ver o vivir problemas grandes....
No digo que todo el que tenga mucho dinero sea una persona insensible pero la mayoría de ellos confunden la felicidad con tener una vida pareja sin sobresaltos.... ¡qué horror!

bellota_b dijo...

Mientras en mi vida aún no hay muertes cercanas,yo sigo en la vida "madurando" para que cuando llegué ese día,sepa afrontar de la mejor manera esa partida dolorosa.
Las carencias en la vida en todo aspecto,si se canalizan bien,son herramientas para avanzar en la vida...estancarse por que este tiene y yo tengo menos,es morir trancada y perderse la oportunidad de vivir mas pleno.

PD:Ese programa me gusta mucho,en casa nadie lo pierde y punto aparte uta! que era mino el gallo :D

Selma dijo...

Mmmm no sé, a mí como que esas "vidas perfectas" no me suenan muy reales. Creo que el caerse (pero de a de veras) y volverse a parar es parte del juego y como decia alguien, ¿como valoras la felicidad si no conoces el otro lado?. A todos los casos de gente-sin-problemas que he conocido más tarde o mas temprano les toca bailar con la fea, o lo que es peor, de repente descubren que en verdad tienen la escoba en su vida.

celeste dijo...

no solo una vida perfecta es feliz, yo tengo una vida feliz, aunque me han pasado cosas que para cualquiera serian acabo de mundo, yo no me tomo las cosas asi, de chiquitita me enseño mi mama que cuando a una le pasa algo dificil hay que saber enfrentarlo y listo, no achacar a los demas con tus problemas si no has pensado ya una solucion, eso es pa los flojos de mente, que te cuentan pa que les busques solucion y no pa desahogarse no mas.
mi vida es feliz aunque en la U me haya sacao la chachu por mi hija, me hecharon y no me di por vencida, entre de nuevo y saque mi carrera, corriamos con el seba con la cabra chica pa toos lados y los dos solos. nunca nos dimos por vencidos, y ahora estamos a punto que nos entregen nuestra casita con peaso de patio y piscina pa traernos a la julieta. y seguiremos estando juntos y felices aunque el seba se haya quedao sin pega y recien vamos a empesar a pagar el dividendo..XD.

se me paso la mano con el comentario...

polluelo dijo...

yo tuve una infancia "rara" por decirlo menos, y mi conclusión es, que mientras mas porrazos tienes, mas fuerte te vuelves. (aunque ahora que soy invencible, igual no más me gustaría retroceder el reloj y ser una niña feliz)

Daniel dijo...

Puede que en mi vida haya pasado por etapas de carencias materiales, pero de las otras no me faltó nunca. Y sigo adelante, pero a los golpes fuertes que me ha pegado la vida en estos 32 años.
Saludos

escorpiona dijo...

Que debe ser aburrido o plano, pasar por la vida sin haber llorado, sin pegarte tu costalazo de vez en cuando, sin tener que volver a empezar...

Saludos para las dos

Chau

 kotto dijo...

Ese programa es muy weno ... y en muchos caso muestran como "esa gente" que nunca ha tenido problemas económicos, nunca ha sufrido penurias... se enfrenta a la realidad de otros compatriotas que se sacan la chucha por ser felicices...(lograndolo)

una vez leí una frase que se me quedo grabada por lo que significa la felicidad ...

"no hay felicidad eterna, pues si la hubiera, acabaríamos olvidando la tristeza, y la felicidad perdería su sentido...Creo que tiene mucha razón...


muchos cariños y cuidese

Constanza... dijo...

debe ser lindo vivir así, no sé... no cambiaria mi vida solo algunas cosas.
Sí hace tiempo que no andaba por el blog, la u me tiene mal jaja
y el dato de las papas fritas??? mencione que es mi plato favorito?

saludos!

Calú dijo...

quizás ser feliz tiene relación con vivir aceptando de manera honesta lo bueno y lo malo de la vida, lo que uno es y no es... y no tiene mucho que ver con dónde naciste y con qué tienes, no?



(Oye Canifrú...hablando de lo bueno y lo malo de las cosas, alguien ya te contó del lado oscuro de la maternidad???)

Mary Rogers dijo...

por alguna extraña razón a la gente le toca lo que le toca...es simple, obvio y tanto que parece estúpida la aseveración. Ahora si lo miras con ojos orientales, es súper probable que uno tenga que vivir ciertas cosas para aprender otras...a esa gente que no le pasa nada, a lo mejor ya está en su última encarnación..."puro disfrutando"..
Deja de achacar a la Debbie antes de tiempo...y visita de vez en cuando o estas de diva???
besos

Sabina Atalaski dijo...

Yo cacho que la vida se compone de cosas buenas y malas.

Algo sabes de mi y cachai que en varias ocasiones la he pasado como el hoyo... ¿si hubiera preferido que no me pasara? No creo.

En su momento ha sido (es) tremendamente fuerte. Me ha hecho mierda... pero gracias a eso he podido comprender mejor ciertas cosas, he podido crecer.

Sin dolor no hay crecimiento, porque si puro racionalizai todo, tu crecimiento vale callampa (humiRdemente hablando).

Claro que éste es el consuelo aweonao que me planteo cuando pienso en las weás charchas de la vida... porque cuando he andado feliz como lombriz ná que pienso en el "crecimiento"...jejeje

Un abrazo... y no me weíh a la Debbie... pa cuando sea grande, la cagá de Yingo ya no va a existir (claro que nos va a quedar el temor que se nos vuelva milica la mostra!!!!)

Alvaro dijo...

yo también vi ese capítulo. yo crecí feliz hasta que llegué a ser adulto. ahí cagué